Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

Las construcciones prefabricadas se han convertido en tendencia en las últimas décadas, gracias a que abaratan los costos de edificación, además de que reducen considerablemente el tiempo en el que un inmueble puede estar terminado, no generan desechos durante su instalación (lo que las hace ampliamente amigables con el medio ambiente) y, finalmente, en algunos casos se pueden instalar y después retirarse para que sean llevadas a un lugar distinto, es decir, permiten su movilidad.

Desde hace unos años las empresas que se dedican a la construcción han optado por este método para el desarrollo de parques industriales, así como de unidades habitacionales y hasta oficinas, comedores, aulas, baños, regaderas e incluso dormitorios móviles. En ese sentido, Ingeniería Modular es una compañía que se dedica a este tipo de inmuebles de fácil instalación y transporte, nuestra amplia experiencia en el mundo del diseño nos ha permitido crear sitios de trabajo cada vez más cómodos, eficaces y seguros.

En nuestro catálogo podrás encontrar diversos modelos de casetas prefabricadas, con el fin de que elijas la que mejor se adapte a las necesidades de tus proyectos, o bien, también puedes ponerte en contacto con nosotros para la creación de los espacios móviles que cumplan con tus especificaciones, y de esa manera adaptarlos de mejor manera a cualquier trabajo que planees desarrollar en ellos.

Desde nuestra fundación, nos hemos caracterizado por ser una empresa altamente comprometida con nuestros clientes, es por eso que nos hemos dado a la tarea de generar diversos artículos informativos, en los que expliquemos de qué manera funciona Ingeniería Modular, hablemos un poco más acerca de nuestros productos y servicios, aunado a promover el acercamiento de un público más numeroso a nuestra compañía. En conformidad con esto, dedicaremos el presente artículo al origen y evolución del método de prefabricación en la industria de la construcción.

A pesar de que la prefabricación sea un concepto que se ha popularizado en las últimas décadas, lo cierto es que se tiene el precedente de que Leonardo da Vinci ya había recurrido a esta práctica en el siglo XVI, ya que se le solicitó participar en la planeación de las nuevas ciudades que se postrarían en la región francesa de Loira. Como se esperaba en el célebre pintor, inventor, arquitecto, escritor, filósofo, poeta, músico y urbanista florentino, sus diseños estuvieron cargados de propuestas novedosas, en ellos, planteaba que se estableciera en el centro de las ciudades una fábrica en la que se manufacturaran los componentes de los edificios que se erigirían alrededor de ella.

Por otro lado, en el mismo siglo ocurrió una guerra entre Inglaterra y Francia, en ella, el monarca francés planeó encarar las batallas contra el enemigo a través de la instalación de pabellones de madera construidos de antemano, de esa manera sus soldados podrían albergarse cuando no estaban arriesgando su vida en el campo de batalla. Estos pabellones se podían transportar fácilmente, se colocaban de manera rápida y eran ampliamente resistentes, sin dejar de lado la comodidad que suponían para dormir en las noches.

Otros ejemplos están presentes en el siglo XVII, pues hay registros de que en Canadá se montó una casa prefabricada, cuyos elementos fueron manufacturados y transportados desde Inglaterra. De la misma forma, en 1624 se transportó la casa del separatista inglés Edward Winslow desde su país natal hasta Massachussets, en Estados Unidos.

Estos son ejemplos puntuales de las primeras concepciones de la prefabricación, pero no fue sino hasta el siglo XIX y la llegada de la Primera Revolución Industrial que se planteó la posibilidad de que todos los elementos de una casa o cualquier tipo de inmueble fueran construidos en una fábrica en serie, para después ser transportados a su destino final, en el que se montarían de forma rápida. Ya para el año 2000 la prefabricación se comenzó a extender en el mundo para la construcción de zonas comerciales, así como desarrollos de viviendas de bajo costo.

Entre las ventajas de esta forma de construcción está por supuesto el hecho de que es económica, pues los materiales de fabricación se pueden aprovechar de mejor manera cuando cada una de las partes de un inmueble son producidas en serie, después se transportan hacia el terreno en el que se establecerán, ahí un equipo especialista las montará y las dejará listas para que se puedan habitar. Evidentemente, esto conlleva también desventajas, pues los diseños son estandarizados, es decir, que si tú decides hacerte de una casa prefabricada, tendrás la seguridad de que cientos o miles de familias más tendrán una exactamente igual.

A pesar de las ventajas o las desventajas que tenga esta técnica de construcción, lo cierto es que las casetas prefabricadas en específico son muy útiles en diversos ámbitos, ya que se pueden utilizar como sitios de vigilancia en diversos proyectos, en zonas residenciales, en plazas comerciales, parques y mucho más. Asimismo, se pueden adaptar como oficinas móviles, de tal forma que el sitio de trabajo se pueda transportar a donde lo requiera la principal actividad laboral.

Ingeniería Modular ha combinado de manera eficaz los conceptos de prefabricación y facilidad de transporte, a través de los diversos modelos de casetas prefabricadas que tenemos disponibles para su venta, distribución e instalación. Te invitamos a conocer más acerca de nuestro trabajo en esta página de internet, donde encontrarás más información de nuestros productos, así como de nosotros como empresa mexicana y de los principales conceptos de construcción. En Ingeniería Modular encontrarás todo lo que necesites para llevar tu empresa a una nueva era de trabajo.

El Equipo de Marketing
Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.

error: Contenido Protegido!!